El búmeran de Gustavo Petro

Share on whatsapp
Share on telegram
Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on print

Por Nitu Pérez Osuna.

La estrategia del izquierdista podría resultarle perjudicial

“Petro ¡Basta ya!”. Así tituló la revista colombiana SEMANA su edición del 23 al 30 de mayo de este año, la cual ha tenido un enorme impacto político, dentro y fuera del país. De acuerdo con la publicación, el 30% de los colombianos identifica al senador marxista como el promotor de las manifestaciones –muchas de ellas vandálicas– que han ocasionado pérdidas por el orden de los 3.000 millones de dólares, equivalentes al 1% del Producto Interno Bruto. Añade que el 52% de los colombianos opina que el desempeño de Petro durante el paro ha sido negativo. Y cómo no iba a ser así. Pese a que el conflicto comenzó por una reforma tributaria propuesta por el gobierno -que fue retirada el 2 de mayo, 5 días después de iniciadas las protestas-, Petro continuó agitando a los manifestantes para que siguieran en la calle.

Al menos 27 muertos y más de 2.000 heridos es el saldo de las protestas auspiciadas por Petro, cifras que señala el ministerio de la Defensa y que “cita como fuentes de información a la Fiscalía General de la Nación y la Policía Nacional”.  Y aunque Petro insiste que las bajas son producto de la represión gubernamental, los hechos lo desmienten porque la Policía Nacional confirmó que más de mil uniformados de la institución han resultado heridos. De los casos más emblemáticos se encuentran las muertes de dos recién nacidos que eran trasladados en sus respectivas ambulancias y a los cuales los bloqueos ilegales de carreteras les impidieron el paso para llegar a los hospitales. Asombrosamente, al equipo de comunicaciones de Petro no se le ocurrió mejor idea que decir que en uno de los casos “el bebé habría muerto igual”. ¡Qué Horror!

Desde diversas latitudes los aliados marxistas de Petro justifican irresponsablemente las protestas, sin importar el daño causado a Colombia. Por ejemplo, Juan Carlos Monedero, del partido español Podemos, declaró a la WRadio FM que “el dinero que se está perdiendo en Colombia por los bloqueos no es nada en comparación con lo que se lleva la corrupción”. Una vil excusa, porque cuando se trata de la corrupción de Nicolás Maduro, Lula da Silva, Evo Morales, Daniel Ortega o del propio partido Podemos (casos Neurona, Dina, caja B y fraude en las elecciones internas), Monedero guarda silencio y hasta aplaude.

Cada vez se hace más evidente que el objetivo de Petro no es lograr reivindicaciones sociales, sino desestabilizar el sistema democrático colombiano para luego hacerse con el poder y perpetuarse, como lo han hecho varios de sus aliados del Foro de Sao Paulo. Pero la estrategia de Petro se le podría devolver como un búmeran acabando con sus aspiraciones presidenciales. Así lo deja ver el editorial de Semana: “El senador Petro tendrá que calcular muy bien su apuesta para llegar a la presidencia. Como los colombianos lo relacionan mayoritariamente con el paro, muchos piensan que este ambiente tan caldeado es apenas el preámbulo de lo que podría ser su gobierno. Si Petro quería disminuir el miedo que sigue suscitando en algunos sectores, lo que ha hecho en medio de las protestas es todo lo contrario: aumentarlo”.

Al mencionado reportaje, Petro respondió por medio de un comunicado en el que acusa a Semana y a su directora general, Vicky Dávila, de “poner en riesgo su vida, la de su familia y la de su equipo de trabajo”; al tiempo que anunció que adelantará las “medidas judiciales pertinentes”. La senadora María Fernanda Cabal interpretó correctamente la respuesta de su homologo como una amenaza: “Quiero expresar mi preocupación por las amenazas de Petro en contra de Semana y de Vicky Dávila. Cuando un exintegrante del M19 –amigo de las FARC y de los jefes del Cartel de los Soles– acusa a Vicky Dávila de poner en riesgo su vida, en realidad lo que está haciendo es amenazarla gravemente. Quizás lo hace de forma menos explícita que Santrich, pero igual es una clara advertencia”. La senadora Cabal luego añadió: “Creo que el reportaje de Semana debe convertirse en un clamor nacional. Ya basta de vandalismo, basta de bloqueos, basta de destruir los bienes públicos y privados, basta de fomentar la división entre colombianos. Petro, ¡Basta ya!”.

La Gaceta, Madrid,https://gaceta.es/opinion/el-bumeran-de-gustavo-petro-20210529-0100/29 mayo 2021, Colombian News.

Acompáñanos a derrotar la izquierda castro-chavista, rescatar el plebiscito que nos fue robado,
erradicar el narcotráfico y reformar a fondo la Justicia,
afiliándote ya a
www.alianzareconstruccioncolombia.org

Compartir

Deja una respuesta