Fecode: prontuario de adoctrinamiento de un partido al servicio de Petro

A pesar de que el presidente de Fecode, William Velandia, dijo tras el anuncio oficial de apoyo a Gustavo Petro que los maestros participarán en actos de campaña del candidato, aseguró que si son jurados de votación habrá «garantía de transparencia».

Gustavo Petro recibió el respaldo oficial de Fecode, el gremio de los trabajadores de la educación en Colombia, dedicado a hacer política. (Twitter).

Que el gremio que agrupa a los educadores de un país se una abiertamente a una campaña política es motivo de preocupación ante el adoctrinamiento ideológico que dicho activismo asoma. Pero que este respaldo sea para un candidato que formó parte una organización criminal, que sigue siendo respaldado por partidos nacidos de la desmovilización de una narcoguerrilla que asesinaba, secuestraba y reclutaba menores de edad, y que está envuelto en escándalos por presuntamente buscar pactos con corruptos condenados y por desplegar una campaña de guerra sucia contra sus adversarios enciende las alarmas sobre el futuro de la educación en manos de politiqueros camuflados bajo un supuesto sindicalismo magisterial. Esto es hoy Fecode –la Federación Colombiana de Trabajadores de la Educación– que –una vez más– se suma abiertamente a la campaña del izquierdista Gustavo Petro.

“El Comité Ejecutivo de Fecode informa su respaldo a la campaña de Gustavo Petro y Francia Márquez para presidente y vicepresidenta 2022-2026”, con este anuncio se incorporó el sindicato de educadores al proselitismo político a favor de la fórmula electoral del Pacto Histórico.

 

Para que no quedaran dudas del apoyo, el presidente de la asociación gremial, William Velandia, dijo en un acto junto al candidato de la extrema izquierda que “Fecode ratifica hoy, de manera institucional, su respaldo y adhesión a la campaña ‘Gustavo Petro presidente y Francia Márquez vicepresidenta’. Un magisterio colombiano que se agrupa en Fecode, y que está de cara a esta transformación del país, y por eso hacemos oficial este respaldo”.

Fecode con Petro, una alianza política de larga data

Pero no se trata de una decisión tomada luego de evaluar propuestas y determinar que su programa de Gobierno es el que más se acerca a las necesidades del magisterio. No. Fecode es una organización que ha asumido un papel político con ideología izquierdista sin el menor disimulo y ha estado abiertamente en campaña a favor de Petro desde hace varios años. Las evidencias están a la luz.

En las elecciones de 2018 contra Iván Duque –al igual que lo hace hoy– Fecode respaldó oficialmente la candidatura de Gustavo Petro. Pero tampoco hay que olvidar que lo ha invitado como orador a eventos como la celebración de los 60 años del gremio y que en junio del año pasado –en medio del paro nacional que se inició el 28 de abril contra la reforma tributaria que a los cinco días fue retirada y se extendió por dos meses por distintos motivos que se fueron sumando– se pudo ver en un video a Nelson Alarcón, uno de los 15 directivos de Fecode, arengando a las masas a “robustecer” el paro porque esa era la vía “para llegar al poder en el 2022”. Los hechos hoy hablan por sí solos y corroboran sus palabras de hace poco menos de un año.

“Tenemos que robustecer el movimiento, esto es de largo aliento, esto es para llegar con miras a 2022 y seguir mucho más allá, para derrotar al Centro Democrático, para derrotar la ultraderecha y llegar al poder en el 2022. Esto es de largo aliento, entonces tenemos que cambiar la táctica”, dijo con total desparpajo el dirigente gremial de los educadores.

 

Los casos de adoctrinamiento

El enfrentamiento de Fecode contra el partido del expresidente Álvaro Uribe es más que evidente. El gremio publicó recientemente en su página web una nota de prensa en la que celebra que el Consejo Nacional Electoral haya abierto una indagación preliminar contra el Centro Democrático (CD) por supuesta “violencia política”. La Federación Colombiana de Trabajadores de la Educación denunció que los candidatos del CD habían incurrido en una “campaña de estigmatización” por advertir que Fecode es “promotor del comunismo en el país», y que «adoctrina estudiantes”. Lo cual –según Fecode– es “falso”, pese a que varios casos han demostrado que sí se han detectado episodios de adoctrinamiento en las escuelas.

En abril del año pasado el abogado Jaime Arizabaleta denunció en una columna que una profesora de nombre Sandra Milena Caicedo, quien labora en la institución educativa Libardo Madrid de la ciudad de Cali, había puesto a sus alumnos de noveno grado una tarea con nueve preguntas de carácter político con un sesgo ideológico evidente.

 

La actividad enmarcada dentro de un taller de la asignatura de ciencias sociales giraba en torno a los “falsos positivos” y la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP). Entre las polémicas preguntas destacaban dos que evidenciaban la intención de adoctrinamiento: “¿Quiénes fueron los encargados de planear, ordenar, ejecutar y llevar a cabo los falsos positivos?” Y más adelante se induce la respuesta con otra interrogante: “¿Cuál es la responsabilidad del expresidente Álvaro Uribe Vélez en el tema de los falsos positivos?”.

Pero este no ha sido el único caso. También en abril de 2021, la representante a la Cámara por el Centro Democrático, Margarita Restrepo, presentó en su cuenta de Twitter una tarea con similares características puesta por un profesor a los alumnos del Colegio Julio Garavito Armero IED, de Bogotá.

 

Entre las preguntas se incluía la siguiente: “¿Qué piensa sobre el acuerdo de paz y la necesidad de no más guerra…”, esto, teniendo en cuenta varios factores que se enumeran de inmediato, entre ellos uno que el profesor llama “la política ‘litros de sangre’ en cabeza del presidente de esa época, reelegido por voto popular”, en una clara alusión a Álvaro Uribe. Fecode no solamente no tomó cartas en el asunto para sancionar estos casos sino que además ha venido practicando un activismo político participando como organización promotora de manifestaciones antigubernamentales, entre estas el paro que se inició a finales de abril de año pasado.

Cómo acabar con el uribismo desde las aulas

Para la izquierda colombiana el expresidente Álvaro Uribe ha sido un estorbo en sus planes para hacerse con el poder. Nadie puede desconocer que Uribe es el político colombiano más influyente del siglo XXI, pues no solo ganó la presidencia en 2002 y la reelección en 2006 sino que además llevó a la Casa de Nariño a sus dos sucesores (Juan Manuel Santos e Iván Duque) y en 2018 llegó al Congreso como el senador más votado de la historia. Por ello la izquierda y sus aliados se propusieron neutralizar al exmandatario para que en 2022 no volviera a influir en las elecciones, y para eso se han agotado todas las vías, incluyendo dos frentes en paralelo: el atajo jurídico y el adoctrinamiento.

Esta maniobra de adoctrinar a niños y jóvenes en las escuelas solo busca exacerbar un odio hacia el expresidente al punto de satanizar y convertir en motivo de vergüenza el ser calificado de “uribista” para fracturar el muro de contención que se ha interpuesto en el camino de la izquierda y así formar un pensamiento socialista en los nuevos votantes. En Fecode y todos los que conforman el Pacto Histórico están convencidos de que el momento para materializar su proyecto es este 29 de mayo. Incluso han circulado en las redes sociales fotos donde se ven afiches con propaganda política de la coalición izquierdista en aulas mientras se dictan clases.

 

Hay que recordar que Fecode, según precisa en su portal oficial, es una organización sindical con cobertura de 270.000 docentes afiliados de los casi 312.000 en todo el país que trabajan para el Estado, y que el magisterio interactúa con más de 8 millones de niños e indirectamente tiene contacto con cerca de 7 millones de padres y madres de familia. Además, los maestros han sido históricamente escogidos como jurados de votación.

Fecode garantiza «transparencia» de jurados de votación

Con el apoyo oficial a la candidatura de Gustavo Petro cobra fuerza la preocupación de sectores políticos que han expresado que los integrantes de Fecode no pueden ser garantes del resguardo de los votos. Debido al revuelo que causó en junio del año pasado el video de Nelson Alarcón –quien fue candidato al Congreso en las pasadas elecciones de marzo– integrantes el Centro Democrático solicitaron a la Registraduría que los miembros de la organización sindical de educadores no fueran tomados en cuenta como jurados de votación para los próximos procesos electorales.

La respuesta de Fecode luego de oficializar el apoyo a Petro es insólita. A pesar de que su presidente, William Velandia, dijo que los maestros participarán en actos de campaña a favor del candidato de la extrema izquierda, según reseñó Blu Radio, insistió en que si son escogidos como jurados de votación habrá “garantías de transparencia”.

José Gregorio Martínez

José Gregorio Martínez , Panam Post Miami, 10/05/2022

Periodista venezolano dedicado a las fuentes de Política y Economía. Editor jefe de PanAm Post. Experiencia previa en medios como NTN24, El Mundo Economía & Negocios, Diario La Verdad y Globovisión.

Nota.- Los subrayados al texto son nuestros.

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on email
Email

Artículos Relacionados

Demasiado tarde…

A sólo 10 días de la primera vuelta electoral para elegir Presidente, no se percibe en la opinión de los colombianos una

Leer más »

Deja una respuesta