La izquierda manipula al indigenismo

Pronunciamiento de ALIANZA RECONSTRUCCIÓN COLOMBIA

Colombianos:

Primero.- Nuevamente, las comunidades indígenas del Cauca, manipuladas por líderes de la extrema izquierda, como los senadores Gustavo Petro y Feliciano Valencia, y siguiendo los dictados de la guerrilla de las FARC, han iniciado una marcha de protesta en contra del gobierno legítimamente constituido, supuestamente para deliberar sobre “la vida, el territorio y la paz”.

Segundo.- Es de público conocimiento que el verdadero propósito de la protesta es coincidir en la capital de la república con otros sectores que, siguiendo órdenes del Foro de Sao Paulo y de la dirigencia de orientación castro-chavista, pretenden desestabilizar al gobierno y crear el caos apelando a todas las formas de lucha.

Tercero.- Disfrazan su verdadero objetivo argumentando incumplimiento de lo pactado anteriormente con el Gobierno, aunque la verdad es que de 900.000 millones que entregaba a los indígenas el Gobierno, se pasó a 1, 2 billones de pesos, lo que equivale a un incremento del 40%.

Cuarto.- Desafortunadamente, los dirigentes indígenas se valen de una supuesta autonomía que nadie les ha otorgado, para que ningún órgano de control vigile la destinación de los fondos públicos que todos los gobiernos les otorgan. Como resultado de lo anterior, se benefician unos pocos cabecillas, mientras los humildes comuneros continúan viviendo con las mismas penurias desde tiempos inmemoriales.

Quinto.- No conformes con lo anterior, piden más tierras para convertirlas en eriales ya que su fuerte no es el trabajo, o para alquilarlas y vivir de la renta. Son los mayores terratenientes del país, pues les pertenecen 34,3 millones de hectáreas, que representan la tercera parte de las tierras rurales, mientras su población apenas es del 14%.

Sexto.- Utilizan lo que llaman su ‘autonomía judicial’, para dedicar gran parte de la tierra a cultivos de coca, amapola y marihuana, fácilmente observable por todos los que hayan visitado el departamento del Cauca, excepto por las autoridades, que de ello no se percatan.

Séptimo.- Tampoco tienen reparos, como lo hacen con frecuencia en Santander de Quilichao, en invadir predios ajenos, como la hacienda La Esmeralda o empresas como la piscícola El Diviso, pues están inoculados con el virus del socialismo y de la desobediencia civil. Hasta la hidalga ciudad de Popayán fue objeto de toda clase de vejámenes con la invasión de los “mingueros” farianos y petristas. Ahora amenazan con cerrar el tránsito por la carretera panamericana para chantajear así a los gobernantes.

Octavo.- Demostrando lo poco que les importa la salud del pueblo colombiano, a Gustavo Petro y a sus compinches de la izquierda radical y de la guerrilla de las Farc, no han dudado en instigar a los sojuzgados indígenas a marchar sin ninguna medida de prevención, amontonados como bestias, violando la prohibición a las reuniones y las demás normas sanitarias,  para causar el mayor genocidio de que lleguemos a tener noticia, mediante la propagación del Covid-19 en su recorrido y en su lugar de destino, la capital de la República.

Noveno.- Con el fin de evitar esa tragedia de mayúsculas proporciones, como ciudadanos en ejercicio de nuestros legítimos derechos exigimos a los alcaldes de los municipios ubicados en la trayectoria de la “minga” y al Señor Presidente de la República, la inmediata aplicación de las normas restrictivas de las reuniones y las medidas de bio-seguridad que nos han obligado a cumplir al resto de los colombianos durante seis meses de dura cuarentena.

Décimo.- En ejercicio de la Constitución y de la Ley, exigimos al Gobierno priorizar la aplicación de la Constitución Nacional que ordena al Presidente velar por el mantenimiento del orden público, proteger los derechos  fundamentales de los colombianos y dirigir la Fuerza Pública, por encima de cualquiera otra norma jurídica o de consideraciones de carácter político.

Reconstrucción o catástrofe…”

Luis Alfonso García Carmona
Presidente

Medellín, 14 de octubre de 2020

WhatsApp
Facebook
Twitter
Telegram
Email

Artículos Relacionados

“En sus corazones y en sus mentes jamás ha estado la verdadera intención de reparar”: víctima a exjefes de las Farc

“En sus corazones y en sus mentes jamás ha estado la verdadera intención de reparar a las víctimas (…) Ustedes no pueden pasar de agache, ustedes deben, tienen la obligación con el país y con el mundo entero de reparar a las víctimas porque sus crímenes no son menores de los que sucedieron en el holocausto nazi”, expresó.

Leer más »

Aplicar un antídoto

Estaba cantado que el otrora glorioso Partido Liberal se entregaría. César Gaviria, cual casquivana bloqueando competencia, corrió a adelantarse, pues con sus senadores y los Verdes, indígenas y farianos…

Leer más »

Colombia: A despertar tocan

Los resultados de la elección presidencial del 19 de junio, fueron una sorpresa para los colombianos. Los mismos petristas deseaban un triunfo

Leer más »

Ante la victoria petro-comunista en Colombia, ¿cesar la lucha o resistir?

Cesar la lucha, no podemos. Es por imperativo de nuestra conciencia patriótica y cristiana que no podemos. Nuestra conciencia nos impone que difundamos y defendamos los principios judeo-cristianos que inspiran nuestra idiosincrasia y nuestra historia, y que combatamos -por las vías legales y pacíficas, claro está- ese colectivismo marxista, violento o no, tantas veces condenado por las encíclicas pontificias.

Leer más »

Esta entrada tiene un comentario

Deja una respuesta