Polycane: patente colombiana que salva la industria del azúcar de caña en el mundo

El ingeniero colombiano Jorge Enrique González Ulloa, nieto de los fundadores del Ingenio Riopaila, acaba de obtener la tercera patente en los Estados Unidos, que cambia drásticamente el proceso de corte y producción del azúcar de caña, para convertirlo en un producto que combate con total efectividad el colesterol y hace de nuevo al azúcar un producto completamente sano para el cuerpo humano.

El azúcar refinado era llamado “the white dead”, (muerte blanca).

Estaba ya probado que ese azúcar era un veneno para el cuerpo humano, porque no solo producía diabetes, al poner al páncreas a transformar esa sacarosa en fructuosa y glucosa, sino además muchos otros daños irremediables en el tiempo, en el cuerpo humano.

El azúcar refinado de la caña estaba condenado a desaparecer, cuando la producción mundial de sus reemplazos, como la remolacha y la estevia, llegaran a los niveles de producción del refinado blanco de la caña.

La patente Polycane, construida en los laboratorios de Riopaila, en el Valle del Cauca, salva sin duda la Industria de azúcar de caña en el mundo.

Es la patente más importante que se haya conseguido en Colombia y una de las más importantes del mundo en su área, porque transforma ese “veneno”, del azúcar refinado blanco, cuyo consumo es de millones de toneladas, en un azúcar completamente sano para el cuerpo humano y además saludable en cuanto combate con probada efectividad el colesterol.

Para la gente pobre que no tiene fácil acceso a los medicamentos para el colesterol, en adelante con una cucharada del nuevo azúcar de caña Polycane, que vale unos pocos centavos, se consigue el mismo efecto.

Se salvan también las bebidas azucaradas, cuyo consumo iba en camino a la extinción por insanas.

¡Un verdadero milagro!

Después de 22 años de investigación y desarrollo, apareció en Riopaila el Polycane, que impone unos cambios no sustanciales en el proceso productivo del azúcar, pero saca un azúcar lleno de proteínas, minerales, y salud para el cuerpo humano.

Los 5 Ingenios más grandes del Brasil ya compraron la patente y en Malasia, Indonesia, India, Australia y Europa, están en proceso de adquirirla.

Polycane además es amable con el medio ambiente porque no solo prohíbe la quema de los cañaduzales, sino que, en los hornos, no permite que el Guarapo o jugo de la caña, se caliente a más de 70 grados centígrados, conservando los minerales, las proteínas y los policosanoles, que son la maravilla del nuevo azúcar Polycane.

Felicitaciones al Ingeniero Jorge Enrique González que se tomó 22 años para desarrollar y perfeccionar este gran invento, hoy patentado y protegido en 150 países, y al Ingenio Riopaila que apoyó y financió este desarrollo.

Con patente colombiana, se salvó la industria del azúcar de caña que estaba condenada a desaparecer.

¡Dulce y valluna enhorabuena!

Alvaro Ramírez González, Periódico Debate, 17/07/2020

WhatsApp
Facebook
Twitter
Telegram
Email

Artículos Relacionados

“En sus corazones y en sus mentes jamás ha estado la verdadera intención de reparar”: víctima a exjefes de las Farc

“En sus corazones y en sus mentes jamás ha estado la verdadera intención de reparar a las víctimas (…) Ustedes no pueden pasar de agache, ustedes deben, tienen la obligación con el país y con el mundo entero de reparar a las víctimas porque sus crímenes no son menores de los que sucedieron en el holocausto nazi”, expresó.

Leer más »

Aplicar un antídoto

Estaba cantado que el otrora glorioso Partido Liberal se entregaría. César Gaviria, cual casquivana bloqueando competencia, corrió a adelantarse, pues con sus senadores y los Verdes, indígenas y farianos…

Leer más »

Colombia: A despertar tocan

Los resultados de la elección presidencial del 19 de junio, fueron una sorpresa para los colombianos. Los mismos petristas deseaban un triunfo

Leer más »

Ante la victoria petro-comunista en Colombia, ¿cesar la lucha o resistir?

Cesar la lucha, no podemos. Es por imperativo de nuestra conciencia patriótica y cristiana que no podemos. Nuestra conciencia nos impone que difundamos y defendamos los principios judeo-cristianos que inspiran nuestra idiosincrasia y nuestra historia, y que combatamos -por las vías legales y pacíficas, claro está- ese colectivismo marxista, violento o no, tantas veces condenado por las encíclicas pontificias.

Leer más »

Esta entrada tiene 3 comentarios

  1. Omar Chaves

    Saludos,
    He buscado por otros diferentes medios la noticia pero en todas son una copia de la otra, situación que no me explico ya que una noticia como está este pasando desapercibida a nivel mundial, he enviado una solicitud formar al ingenio Riopaila para verificar la información. Ustedes la verificaron ?

    Muchas gracias

  2. Nestor Cardoso

    Por qué Riopaila no informa nada al respecto?

  3. Yo llegué a este contenido, buscando al hombre que quiere “patentar la panela” y que según los paneleros de Colombia los jodería a todos.
    Sin hilar muy delgado en la polémica, hay procedimientos mi respetado científico, como el de la panela, que son patrimonio criollo. Si están desprovistos de una “patente” es porque deben seguir así, como el procedimiento del queso campesino o el guarapo.
    Pero no faltan los avivatos que quieren patentar todo, no faltaba más.

Deja una respuesta