Rodolfo o Petro: un país de distancia

Un artículo en La Estrella, de Panamá, resalta las calidades de guerrillero de Gustavo Petro para la presidencia de Colombia; convierte en héroe al terrorista y promociona al caduco comunismo, cuyo resultado histórico es un balance de muertos, con riqueza para la cúpula y ruina para los pueblos o proletariado, como llaman a sus víctimas.

Los valores se trastocaron y la plata logró construir una diplomacia internacional que pretende presentar en el exterior a los violadores y asaltantes de nuestro país como modernos Robín Hood, cuya misión es arrebatar a los tiranos lo que pertenece al pueblo.

El artículo no solo desdibuja a Colombia, sino que compara al delincuente con el Ulises de Kavafis, por la descripción del mismo Homero: “astuto, rico en ardides y conocedor de todas las mañas”, pero es una verdad falsa: el héroe de Troya, durante su travesía de regreso a Ítaca, no dañó a ningún inocente, ni eliminó al contrincante tan solo por no lograr convencerlo argumentalmente.

Ulises experimentó en los veinte años de su viaje todo tipo de aventuras para sobrevivir, Petro agredió con su grupo a niños, quemó magistrados y asesinó dirigentes sindicales. Atacó a su propio pueblo para justificar su odio al gobierno. Dicen que defecaba sobre las jaulas de sus secuestrados, (por eso su apodo “el cacas”) para hacer más difícil su tortura. Petro no es ejemplarizante sino degradante y puerco.

Las diferencias entre Petro y Rodolfo Hernández son muchas.

Rodolfo muestra como hizo su fortuna. Nadie sabe cómo Petro hizo su fortuna.

Rodolfo usa ropa nacional y calzado bumangués. El socialista Petro usa capitalistas Ferragamo.

Petro extorsionaba y secuestraba. A Rodolfo lo extorsionaron y le asesinaron su hija secuestrada.

Petro expropiará a quien posea más de una casa. Rodolfo respetará la propiedad privada.

Petro fomenta odio de clases contra los ricos, Rodolfo no acepta odio entre los hermanos de país.

Petro conseguirá recursos con reforma tributaria; Rodolfo lo hará eliminando la corrupción.

Rodolfo continuará exploración de petróleo y carbón; Petro la suspenderá y venderá aguacates.

Rodolfo reformará y fortalecerá Colpensiones. Petro acabará los fondos de pensiones.

Pero lo más importante es que el socialismo que pregona Petro no es un sistema de gobierno, sino un sistema para robar al país, porque es el que pone, constitucionalmente, la riqueza de todos y la producción nacional en manos del mandatario, para “distribuirla equitativamente entre todos” como lo sufren en Cuba, Nicaragua, Venezuela y ahora Chile.

Petro cambiará la Constitución para quedarse en el poder. Rodolfo será presidente solo 4 años.

Petro destruirá la democracia destruyendo al país. Rodolfo recompondrá la democracia.

Petro se alió a la vieja clase política del país. Rodolfo va solo, sin alianzas, no debe nada a nadie.

La Colombia de Petro es el espejo de la ruina de Venezuela. La Colombia de Rodolfo es nuestra Colombia.

Pedro Paz Ceballos , Periódico Debate, 12/06/2022

WhatsApp
Facebook
Twitter
Telegram
Email

Artículos Relacionados

Aplicar un antídoto

Estaba cantado que el otrora glorioso Partido Liberal se entregaría. César Gaviria, cual casquivana bloqueando competencia, corrió a adelantarse, pues con sus senadores y los Verdes, indígenas y farianos…

Leer más »

Colombia: A despertar tocan

Los resultados de la elección presidencial del 19 de junio, fueron una sorpresa para los colombianos. Los mismos petristas deseaban un triunfo

Leer más »

Ante la victoria petro-comunista en Colombia, ¿cesar la lucha o resistir?

Cesar la lucha, no podemos. Es por imperativo de nuestra conciencia patriótica y cristiana que no podemos. Nuestra conciencia nos impone que difundamos y defendamos los principios judeo-cristianos que inspiran nuestra idiosincrasia y nuestra historia, y que combatamos -por las vías legales y pacíficas, claro está- ese colectivismo marxista, violento o no, tantas veces condenado por las encíclicas pontificias.

Leer más »

Deja una respuesta