“Se me arruga el corazón”: ¿por qué Marelen Castillo, fórmula de Rodolfo Hernández, le responde así a Petro?

En diálogo con Vicky en Semana, la fórmula vicepresidencial del ingeniero también respondió a los señalamientos de machista hacia el candidato. De igual manera hizo énfasis en cómo las personas comunes como ella pueden crecer en el país.

Marelen Castillo, fórmula a la Vicepresidencia del candidato presidencial Rodolfo Hernández Foto Guillermo Torres Reina / Semana – Foto: GUILLERMO TORRES REINA

Marelen Castillo, fórmula vicepresidencial del candidato presidencial Rodolfo Hernández, habló con Vicky en Semana. Según dijo, está muy contenta con el resultado de las elecciones del 29 de mayo pasado y espera que el 19 de junio se garantice su llegada al Gobierno para estar al lado de los colombianos durante cuatro años.

“Vamos por cuatro años más”, aseguró Castillo, quien dijo que llegó a la vida del ingeniero Rodolfo Hernández tras pasarle su hoja de vida. Antes, dijo, no se distinguían. A su modo de ver, Hernández es una persona muy emprendedora, con talante serio y que es digno de admirar. “En las reuniones nos dice las cosas sin tapujos, muy contundente con sus decisiones. Él tiene una comunicación que es sencilla, que a los colombianos les gusta, entienden. Es muy sencillo”, agregó.

De cara a la contienda del 19 de junio, Marelen Castillo sostuvo que en la campaña y por parte de ella le apuestan a la no agresión. Sin embargo, apuntó, ella ya recibió ataques porque un anónimo pidió a las universidades donde ella estudió la validación de sus estudios. Según dijo, empezaron a buscar si era verdad que tenía los títulos que tiene. “En el Ministerio de Educación están las resoluciones, qué tradición de buscarle a la gente la caída. Hay colombianas como yo que somos transparentes, honradas, sin engaños, sin mentiras”, indicó.

Vea la entrevista completa con Marelen Castillo, fórmula vicepresidencial del candidato presidencial Rodolfo Hernández:

Marelen Castillo Torres nació en Cali y es ingeniera industrial, docente en biología y química y doctora en Educación egresada de la Nova Southeastern University, claustro universitario de Florida (Estados Unidos). Casada y madre de dos hijos, es una persona muy calmada y conciliadora. “Tengo 53 años, tengo dos hijos, uno de 24 años, Wilson Andrés, ingeniero mecánico, especialista y postulando a maestría. Y tengo a mi hija María Camila, tiene 22 años y estudia Profesional en Cultura Física y Deportiva. Y estoy casada hace 18 años con Wilson. Nací en el barrio La Base, de Cali”, agregó, al indicar que es una rumbera que nació al ritmo de Guayacán Orquesta.

“Respeto mucho al doctor Gustavo Petro, respeto sus principios, sus ideales, su proyecto de gobierno lo respeto mucho”, dijo Castillo frente a los ataques recibidos por el petrismo ahora que ella y el ingeniero Rodolfo Hernández son sus rivales directos con miras a estar en la Casa de Nariño de 2022 a 2026. “Si esa es su estrategia y su modo de hacer política, hasta también lo respeto. Son modos, son estilos”, agregó.

Cuando se le preguntó si personalmente le afecta cuando Petro o sus seguidores la insultan, respondió: “Se me arruga el corazón porque muchas veces se atenta contra la persona y cuando se falta al respeto en redes es doloroso. Como educadora les digo que nada de ponerse a pelear. Respetamos a los demás”.

“Los común y corriente, y como dijo alguna compañera tuya en una entrevista que yo era una perfecta desconocida, los perfectos desconocidos en Colombia somos más. Los que hacemos carrera de abajo, los que estudiamos, los que nos toca día a día luchar y trabajar somos muchos en Colombia. Nos hemos formado, no llegó alguien porque alguien me puso o por apellidos”, agregó la fórmula vicepresidencial de Rodolfo Hernández al insistir en que sí es una mujer común y corriente, formada en educación, que tiene la oportunidad de ser vicepresidente de Colombia.

Como mujer, dijo Marelen Castillo, se ha sentido muy respetada por el ingeniero Rodolfo Hernández. “Yo he generado mi propia agenda y él no me llama, no he tenido ningún inconveniente con él”, explicó. “Me dan la línea de la estrategia y yo la bajo a mi estilo de liderazgo. No tenemos que ser iguales, pero generamos complementariedad”, agregó.

Frente a los señalamientos de machista hacia el ingeniero, por cuenta de sus declaraciones, la fórmula vicepresidencial invitó a los colombianos a conocerlo más y ver, por ejemplo, como trata con cariño a su señora madre. Además, recordó que él como alcalde de Bucaramanga contó en su gobierno con mujeres y si gana la Presidencia de Colombia hará lo propio. “Y yo estoy aquí”, insistió.

Finalmente, dijo que respeta al expresidente Álvaro Uribe, así como respeta al candidato Petro, y señaló que no es cierto que tengan alianzas políticas con el primero de ellos. El 19 de junio espera su oportunidad para ser la próxima vicepresidenta de Colombia.

2/6/2022 | SEMANA, La Linterna Azul

WhatsApp
Facebook
Twitter
Telegram
Email

Artículos Relacionados

“En sus corazones y en sus mentes jamás ha estado la verdadera intención de reparar”: víctima a exjefes de las Farc

“En sus corazones y en sus mentes jamás ha estado la verdadera intención de reparar a las víctimas (…) Ustedes no pueden pasar de agache, ustedes deben, tienen la obligación con el país y con el mundo entero de reparar a las víctimas porque sus crímenes no son menores de los que sucedieron en el holocausto nazi”, expresó.

Leer más »

Aplicar un antídoto

Estaba cantado que el otrora glorioso Partido Liberal se entregaría. César Gaviria, cual casquivana bloqueando competencia, corrió a adelantarse, pues con sus senadores y los Verdes, indígenas y farianos…

Leer más »

Colombia: A despertar tocan

Los resultados de la elección presidencial del 19 de junio, fueron una sorpresa para los colombianos. Los mismos petristas deseaban un triunfo

Leer más »

Ante la victoria petro-comunista en Colombia, ¿cesar la lucha o resistir?

Cesar la lucha, no podemos. Es por imperativo de nuestra conciencia patriótica y cristiana que no podemos. Nuestra conciencia nos impone que difundamos y defendamos los principios judeo-cristianos que inspiran nuestra idiosincrasia y nuestra historia, y que combatamos -por las vías legales y pacíficas, claro está- ese colectivismo marxista, violento o no, tantas veces condenado por las encíclicas pontificias.

Leer más »

Deja una respuesta